22 octubre 2008

No es novedad pero todas las bolsas caen con fuerza, mientras Zapatero ruega a Sarkozy

.
Las noticias del ámbito económico emergen con malas nuevas. Hoy están de franca baja todas las bolsas en todo el orbe. Los indicadores son cada vez peores e Inglaterra anuncia que ya se encuentra en reseción, y, en medio de la crisis Zapatero ha telefoneado a Sarkozy para que España sea invitada a la reunión internacional sobre la economía que realizarán los paises considerados importantes. Sarkozy dice que le preguntará a Bush. QuUe vergüenza por Zapatero.
. Zapatero llamó al presidente francés para quejarse y exigir que le convoque.

Debe ser muy avergonzante rogar para ser invitado a la cumbre de los "grandes". José Luis Rodríguez Zapatero reaccionó ayer rápidamente a la intervención de Nicolás Sarkozy ante el Parlamento Europeo. Informado a mediodía en el Congreso sobre lo dicho por el presidente francés, sólo acertó a decir a los periodistas: «Ya hablaremos». Para los pomposos, no estar en primera linea es terrible, más aún que la crisis económica.

Luego, citó a los periodistas para informarles de esa conversación y de que va a exigir la presencia de España, la octava potencial mundial por PIB, según repitió varias veces, en una cumbre «constituyente» de lo que van a ser los fundamentos de la economía «durante décadas». Zapatero exculpó a Sarkozy porque, reconoció, estructuras como las del G-8 son difíciles de modificar y el presidente francés se la encontró así, como él se encontró que España no participa.

Zapatero, de momento, ha cambiado su agenda a raíz de lo sucedido. Este fin de semana viajará a la «cumbre» UE-Asia en Pekín en lugar de la vicepresidenta primera. Allí podrá verse con Sarkozy y seguramente dialogarán sobre la cuestión. El líder del PP, Mariano Rajoy, expresó su deseo de que el presidente tome decisiones para propiciar la presencia de España en esta cumbre financiera. «Hay que ganarse el respeto internacional


Y la respuesta de Sarkozy es más humillante aún.

Sarkozy pedirá a Bush que Zapatero pueda participar en la cumbre. El presidente francés ha dicho este jueves que ha comunicado a Zapatero su apoyo a la participación de España en la próxima cumbre sobre la reforma del sistema financiero internacional, según un comunicado del Elíseo. Dice que se lo pedirá a los "anfitriones estadounidenses". Pero antes debe pedir permiso a su jefe. (Libertad Digital)

El comunicado recuerda que España ocupa la octava posición mundial en función de su Producto Interior Bruto (PIB) y añade: "el presidente de la República apoyará la causa de la participación de España ante los anfitriones americanos de la cumbre". odríguez Zapatero ya dio cuenta el martes de una conversación telefónica mantenida el mismo día con el presidente francés y señaló que ambos habían coincidido en la conveniencia de que España esté presente en la cumbre mundial que revisará el sistema financiero internacional.

Sarkozy dejó a España fuera de la cumbre internacional al plantear que se organizara con la participación del G8 más las principales economías emergentes (México, Brasil, China, India y Sudáfrica, el llamado G5)."No soy yo el que dice quiénes son miembros del G8", declaró Sarkozy, quien a pesar de afirmar que "España es un gran país, una gran economía", que debe tener "su hueco", añadió: "no me corresponde a mí decidir" sobre la composición del G8.

En medio de un duro ataque contra los paraísos fiscales, donde han sumado a la pragmática Suiza, Inglaterra se apresta para vivir la recesión.

Suiza también debe quedar dentro de las garras de la nueva economía y no dejarán que continúe manteniedo secretos a la hora de manejar el oro falso. No habrá lugar donde se pueda comprar ni vender sin llevar la marca del Mondex (El famoso chip será el distintivo de la nueva era económica) Pero tales planes deberán ser considerados un poco más adelante, hoy por hoy Inglaterraestá preocupada de salvar la banca de sus amigos.

El Primer Ministro reconoció esa posibilidad durante su comparecencia semanal ante la Cámara de los Comunes, presionado por el líder de la oposición conservadora, David Cameron. Hasta ahora, Brown se había resistido a usar la palabra "recesión", si bien decidió mencionarla después de que el gobernador del Banco de Inglaterra, Mervyn King, reconociera este martes por primera vez que el país "probablemente" entrará en recesión debido a la actual crisis financiera. "Ahora parece probable que la economía del Reino Unido está entrando en una recesión" "Tras adoptar medidas en el sistema bancario, ahora debemos actuar ante la recesión financiera global que probablemente causará recesión en EEUU, Francia, Italia, Alemania, Japón y, dado que ningún país puede aislarse, también en el Reino Unido", dijo Brown.